Raúl Alzaga, de Primera Hora, reporta unas expresiones bastante difíciles de tragar para los conocedores del baloncesto, hechas por el presidente de la Federación de Baloncesto de Puerto Rico, Yum Ramos. Ramos indica que la razón por la cual suspende a Ramón Clemente, a Kevin Young y a Alexander Franklin, fue porque quería darle standing y respeto a la institución que el representa. Y se atreve a preguntar, ¿qué pasaría si uno convoca a 24 jugadores y todos dijeran que están cansados? Luego critica que hay que rogarles a los jugadores para que representen a Puerto Rico y que no son como los de Brazil o Argentina, que todos los jugadores, hasta los de NBA, dicen que sí y no ponen excusas. La pieza termina con las expresiones del presidente Ramos diciendo que se enfocan en los jugadores que están practicando y también en los que no están practicando.

     A mí me tomó un momento digerir lo que estaba tratando de decir el señor Ramos. Primero admite que castigó a Clemente, a Young y a Franklin porque estaban cansados. Cualquier profesional del deporte que sea, le dirá al señor Ramos que si un jugador pide descanso es mejor concedérselo a tenerlos practicando y que se lesionen por el desgaste físico. Ellos no son máquinas, el cuerpo humano necesita un periodo de descanso luego de un periodo de actividad física como lo es el participar en el Baloncesto Superior Nacional de Puerto Rico. ¿O acaso usted quiere decir que el participar en el BSN no es suficiente actividad física y que ellos deberían de estar fresquecitos y listos para jugar en un torneo internacional?

     Pero señor Ramos, yo le tengo la solución perfecta, vamos a descartarlos desde un principio y no los tenemos para este torneo. Usted, señor Ramos, comparó las selecciones nacionales de Brazil y Argentina, que son pilares del baloncesto internacional, con lo que usted quiere hacer en Puerto Rico. ¿Sabe porqué Luis Scola, Facundo Campazzo, Nene Hilario y demás estrellas de la NBA e internacional responden al llamado de sus selecciones? Para empezar, porque a ellos no los llaman para cuanto torneo existe. Si fuera por usted, tendría a José Juan Barea y toda la selección jugando torneos de fogueo como, el de las Cuatro Naciones, el Americup, y todos los torneos hasta llegar a las clasificatorias para las olimpiadas. La realidad es que las otras selecciones nacionales del resto del mundo, tienen a sus jugadores estelares jugando sólo torneos que importan para llegar a los mundiales y olimpiadas. En los demás torneos ellos llevan un grupo de jóvenes para desarrollar sus destrezas para cuando les toque ser parte de la selección adulta elite. Las demás selecciones tienen un grupo de jugadores que crecen juntos en el baloncesto y hay una consistencia de jugadores y dirigentes con la misma visión del baloncesto. Dígame señor Ramos, ¿Quiénes son nuestros jugadores del futuro? ¿Cuál es el núcleo de nuestra selección adulta? ¿Qué identidad tiene la selección?

     Mi recomendación señor Ramos, es que no se compare con las selecciones de Argentina y Brazil. Esas selecciones tienen a sus jugadores escogidos desde categorías menores y les dan exposición, los rotan con la selección adulta, para que figuras como Emanuel Ginobili o Andrés Nocioni, no tengan que participar en todos los torneos pero estén listos para las competencias con boletos a las olimpiadas o a los mundiales. ¿Acaso usted ve a alguien que pueda sustituir a José Juan Barea para que éste descanse y su cuerpo no se lesione por jugar NBA y torneos internacionales? ¿Acaso usted tiene un plan para rotar a los jugadores del futuro de Puerto Rico en la selección adulta? No nos mienta, ni usted ni Eddie Casiano han planeado el futuro de esta selección. Están buscando quien nos represente ahora y castigando a aquellos que no quieren por descanso, algo necesario en la vida de cualquier atleta. Otra selección tomaría esta oportunidad para subir a los jóvenes que están en la Liga Atlética Universitaria o en categorías menores para que compitieran con los escogidos en la preselección. Usted no, usted se enfoca “en los que no están” para castigarlos en la liga que usted aparenta decir que no es una de calibre y suficiente acción física. Señor Ramos, permítame decirle que los que no quieran participar no hacen falta. Lo importante es desarrollar el futuro y trabajar con los que sí quieren. Yo le aseguro que, si invita a Luis Hernández, quien hizo 2 de las mejores jugadas del Torneo Mundial FIBA 3X3 2017, a Jonathan García y a Wil Martínez, estos representarían nuevamente a Puerto Rico en la selección.

     Señor Ramos, el Americup es en cinco días y la selección nacional adulta todavía no tiene a su grupo confirmado, pero su enfoque es todavía en los que no están y no en los que pueden estar. Si usted se quiere comparar con otras selecciones nacionales, tiene que hacer como ellos y tener un plan a largo plazo trazado con prospectos y jugadores que sí quieren sudar nuestro uniforme. Haga el trabajo sucio que hicieron los argentinos y los brazileros, enfóquese en lo que tenemos y lo que podemos cosechar en el futuro, no en quienes desean descansar y prepararse para otros compromisos.    

-William Rodriguez

Link artículo Primera Hora